Hickory Hills, IL

Sala Sabre

Los productos para lavado de manos sin contacto, aptos para Discapacitados, encabezan la iniciativa de higiene.
El legendario comedor Sabre Room en los suburbios de Chicago, que ha recibido a artistas legendarios y atendido a huéspedes por más de 60 años, es de "gama alta" en todos los sentidos. Los detalles hacen la diferencia — desde la docena de vitrales de 30 pies de altura en forma de sables hasta lo más reciente en accesorios de cuarto de baño para mejorar la higiene, incluyendo llaves y despachadores de jabón operados por sensor, aptos para Discapacitados, de Sloan Valve Company.

Los propietarios del recientemente renovado Sabre Room de 100,000 pies cuadrados decidieron conservar todos sus elaborados detalles del Viejo Mundo que distinguen al comedor, pero al mismo tiempo, se tomó la decisión de actualizar a los accesorios de cuartos de baño más avanzados para asegurar a sus huéspedes un ambiente higiénico.

"La higiene, por supuesto, es extremadamente importante para todos nosotros en Sabre Room. Queremos ofrecer a nuestros clientes un ambiente limpio para su propia comodidad y salud", explica Art Golden, copropietario del establecimiento de Hickory Hills, Illinois. "Hemos renovado todo el edificio y los principales cuartos de baño. Cada uno tiene cuatro lavabos de recipiente y las llaves y despachadores de jabón electrónicos han sido geniales".

La importancia de la higiene, especialmente en la industria alimenticia, es inconmensurable. Aunque Golden supervisa el personal de cocina y aplica un estricto protocolo de higiene, no puede controlar las prácticas privadas de los clientes. Sin embargo, puede proporcionar accesorios operados por sensor que fomentan el lavado de manos higiénico, eliminando prácticamente la necesidad de tocar los accesorios que pueden llenarse con innumerables cepas de bacterias y gérmenes.

"Cuando salimos a pasear por la ciudad en la noche, apreciamos los accesorios sin contacto. Durante la renovación, decidimos que queríamos tenerlos aquí también," dice Golden del negocio familiar Sabre Room. "Agregan a la inversión, pero estábamos tratando de mejorar algo. El dinero siempre es un problema cuando manejas un negocio, pero no era nuestra preocupación principal. Nuestros clientes son más importantes — ellos merecen lo mejor."

Preparando alimentos principalmente para bodas, fiestas temáticas, desfiles de modas y otras formas de entretenimiento en las instalaciones con capacidad para 3,000 personas, Golden dice que el mantenimiento de los cuartos de baño de tráfico intenso, sin contacto, es mínimo. Con 2,000 aplicaciones de jabón en las botellas reemplazables de 1,600 ml. en cada lavabo, Golden estima que reemplaza las botellas de jabón aproximadamente cada dos meses. Dice que las indicaciones de los LED de auto-diagnóstico en los despachadores electrónicos de jabón Sloan le avisan cuándo reemplazar las botellas de jabón, así como las baterías de las unidades.

Golden valora que no haya recargas desordenadas y cada botella de reemplazo viene con un tubo de alimentación de jabón integral para eliminar las gomas u obstrucciones. Los despachadores de jabón montados en cubierta también reducen el mantenimiento puesto que no existe la posibilidad de ser derribados de la pared por usuarios muy entusiastas, lo cual es un problema frecuente con los despachadores manuales que requieren de bombeo.

Los accesorios montados en cubierta, operados por sensor también ayudan a asegurar el cumplimiento con los estándares para discapacitados, los cuales enuncian que los controles activados manualmente deben ser fácilmente operables con una mano y no requieren agarrarlos o torcer la muñeca, y que puedan ser accionados con menos de 5 libras de fuerza. Aunque los fabricantes diseñan productos específicamente para cumplir con estas regulaciones, hay más para lograr el cumplimiento con la Ley de Americanos con Discapacidades (ADA) que instalar ciertos tipos de productos. Lo más importante es cómo y dónde se instalan estos productos para que un cuarto de baño sea realmente accesible.

De acuerdo con los lineamientos de ADA, para proporcionar acceso a los accesorios, una persona no debe tener que alcanzar más arriba de 44 pulgadas si la profundidad de alcance es entre 20 a 25 pulgadas. Debido a que la mayoría de los despachadores de jabón están montados en la pared cerca del salpicadero del lavabo, que puede estar más profundo que el umbral de 25 pulgadas, la instalación de accesorios montados en cubierta elimina cualquier área gris al proporcionar accesibilidad.

La conservación del agua es otro de los beneficios de un cuarto de baño sin contacto. Normalmente, una persona moja sus manos y se enjabona antes de secarse, tomar una toalla y luego cerrar el agua. Esto significa que durante las faces de enjabonado y secado, las llaves manuales siguen circulando agua mientras que las llaves sin contacto sólo funcionan cuando las manos del usuario están en el área activa del sensor — y sólo por un periodo preestablecido de tiempo. Adicionalmente, debido a que las personas ahora están tan acostumbradas a los accesorios operados por sensor, las llaves manuales a menudo se dejan abiertas por hábito.

Estas ventajas — eficiencia en el consumo de agua, accesibilidad para Discapacitados, disminución de mantenimiento y mayor higiene — han hecho que los accesorios sin contacto, operados por sensor, sean la opción obvia en Sabre Room.

"Lo principal es el lavado higiénico de manos," dice Golden. "Al igual que en la cocina, no quieres tocar nada que haya tocado algo más. Lo mismo pasa en el cuarto de baño con las llaves y despachadores de jabón."

Products Used

EBF-615

Optima® Baterías-Energizado Cubierta-Montado Bajo Cuerpo Llave

ESD-200

Optima® Cubierta-Montado Líquido Jabón Despachador

Cuando salimos a pasear por la ciudad en la noche, apreciamos los accesorios sin contacto. Durante la renovación, decidimos que queríamos tenerlos aquí también. Agregan a la inversión, pero estábamos tratando de mejorar algo. El dinero siempre es un problema cuando manejas un negocio, pero no era nuestra preocupación principal. Nuestros clientes son más importantes — ellos merecen lo mejor.

Art Golden

Owner